Toxina Botulínica… sabes qué es qué?

Se conoce como Botox, y en España están autorizadas 3 marcas: Vistabel®, Azzalure®, Bocouture®.

Se utiliza para eliminar las arrugas o líneas de expresión sobre todo de la parte superior del rostro.

Entrecejo: Corrige las arrugas verticales entre las cejas que producen un efecto de enfado consiguiendo una mirada más limpia y una discreta subida de las cejas.
Frente: Elimina las líneas horizontales de expresión y proporciona luminosidad.
Patas de Gallo: Evita la contracción del músculo orbicular de los ojos por lo que mejora las arrugas y eleva la cola de las cejas.

Uno de los tratamientos más demandados de la consulta

Doctora Eugenia Prieto

 

¿EN QUÉ CONSISTE EL TRATAMIENTO?

La toxina botulínica se inyecta en los músculos de la frente. Actúa de forma local, consiguiendo una relajación muscular de forma temporal y reversible. No produce problemas ya que las cantidades que se utilizan son muy pequeñas y no se extienden al resto del organismo. El profesional que lo aplica debe ser médico y con experiencia para que los resultados de la Toxina Botulínica sean los deseados.

Los músculos se relajan y se observa primero una atenuación de las arrugas, para, en los días siguientes (4-8), prácticamente desaparecen. No cambia la expresión natural del rostro, dándole, por el contrario, un aspecto más liso y más luminoso. Notarás tu piel con más brillo.  La cara aparece más relajada, contribuyendo a dar un aspecto más joven.

La duración del efecto oscila entre 4 y 6 meses, por lo que es reversible. El tiempo que duran los efectos aprendemos a gesticular de una forma más suave, educamos a nuestros músculos para que pierdan fuerza y así disminuyan las arrugas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *